Parque Nacional Torres del Paine, mucho que ver y sentir

Ríos, lagos, cascadas, montañas, animales, bosques, hielos, lluvia, sol, arcoíris, esto y mucho más, te aseguro encontrarás tan sólo en un día, si visitas el Parque Nacional Torres del Paine.

En las publicaciones anteriores ya les conté del trekking a Base Torres y de la bella experiencia en el Lago Grey, pero en este post les quiero mostrar otros lugares fascinantes de este Parque. Lugares que también conocimos en el Full Day.

Al dejar atrás el frío azulado, volvimos por aquel camino de ripio que se inmiscuye y serpentea entre los cerros, mostrándonos la belleza del lugar; que se torna más emocionante con los cambios de clima que experimentamos en cada paso que damos.

IMG_5854

Nubes negras, lluvia, sol y hasta un arcoíris nos saludaron por el camino que nos llevó directo hasta el campamento del maravilloso Lago Pehoé, (en lengua tehuelche significa “escondido”), lugar privilegiado para admirar sus aguas turquesas y deleitarse con los imponentes y magníficos Cuernos del Paine.

IMG_5954

Aquel día unas espesas nubes negras tapaban los cuernos, tuvimos que rezar para que éstas se disiparan y nos pudiésemos maravillar con este macizo que nos acompañó desde ese minuto en casi todo el trayecto.

Los cuernos son llamados así, porque se asemejan a los cuernos de un animal y están conformados por un conjunto de tres cerros: Cuerno Norte de 2.200 metros; Cuerno Este con 2.000 metros; y el Cuerno Principal que alcanza los 2.600 metros.

DSCN5889

Para muchas personas su belleza recae en sus formas y el colorido que tienen sus rocas, las cuales tienen una sección de granito de aproximadamente 700 metros de espesor.

IMG_5979

Al salir del Lago Pehoé, tomamos la ruta rumbo al Salto Grande, una cascada de aproximada 10 metros de altura, que tiene un caudal de alrededor de 100 m³ por segundo, y que va desde el lago Nordenskjöld al lago Pehoé.

IMG_5986

Llegar al salto fue bastante entretenido, nos bajamos del bus con mucho cuidado, ya que nuestro relator nos contó que las rachas de viento a veces superaban los 100 kilómetros por hora, y que una vez habían dado vuelta un bus.

IMG_5977

Caminamos hacia el salto con gran dificultad, el viento era realmente fuerte y dolían mucho los oídos, a veces parecía que íbamos a salir volando. Pero el esfuerzo valió la pena, porque el paisaje era simplemente sobrecogedor.

IMG_5974

Hoy miro las fotografías de aquel lugar y me doy cuenta que no importa si eres buen o mal fotógrafo, la zona es tan bella que todas las fotos salen simplemente geniales.

IMG_5987

Desde el salto, se puede realizar una pequeña caminata de gran esfuerzo en contra del viento, para llegar a un mirador donde los Cuernos del Paine se ven simplemente espectaculares. Me hubiese quedado mucho tiempo más en aquel lugar maravilloso, pero el viento era demasiado terrible.

IMG_5988

Continuamos nuestro viaje bordeando el Lago Nordenskjöld que debe su nombre al sueco Otto Nordenskjöld, quien lo descubrió a comienzos del siglo XX.

IMG_6000

Tiene una profundidad de 200 metros y se encuentra a los pies de los Cuernos, terminando en el Salto Grande donde se une con el Lago Pehoé. Durante este trayecto, volvemos a maravillarnos con el paisaje y con los guanacos que se alimentan tranquilamente en el lugar.

IMG_6017

Y así, vamos acercándonos al fin de este viaje, al menos dentro del Parque Nacional Torres del Paine, porque una vez que cruzamos la portería oriental, nos encontramos con la Laguna Amarga, que nos regala más postales perfectas con las Torres.

El nombre de esta laguna es por el sabor amargo de sus aguas, que contienen un alto contenido de sales. Su profundidad aproximada es de 4 metros, con un área de 3,18 kilómetros cuadrados.

IMG_5696

Dejamos atrás la laguna Amarga y enfilamos por el camino de ripio rumbo a Puerto Natales, pero antes de abandonar completamente el lugar, paramos en el Lago Sarmiento de Gamboa (nombre de un explorador español).

Este lago es el más extenso dentro del Parque, tiene una superficie de 90 kilómetros cuadrados y una profundidad máxima de 315 metros. Además destaca porque en sus bordes tiene formaciones de color blanco llamadas trombolitos (arrecifes microbiales).

IMG_5679

Pero lo que a mi me parece realmente bello de este lago, es que al fonde se puede apreciar la cara sureste del Macizo o Cordillera Paine, desde donde me pude despedir de las Torres con la promesa de volver algún día.

Dejé ese lugar con el sentimiento de haber tenido los dos días más intensos de mi vida y el cumpleaños más involvidable; además de la sensación de haber estado inmersa en la naturaleza más pulcra y cristalina de mi querido Chile.

IMG_6006

Anuncios

2 comentarios sobre “Parque Nacional Torres del Paine, mucho que ver y sentir

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: